Sífilis

C/ Rey Mudafar, 8
06006 Badajoz
Tel +34 924 27 28 92

¿Qué es la sífilis?
Es una enfermedad de transmisión sexual causada por una espiroqueta, bacteria llamada Treponema Pallidum. 

Es cada vez más preocupante el hecho de que la sífilis aumenta de 3 a 5 veces el riesgo de transmitir o adquirir el HIV (Virus de Inmunodeficiencia Humana), el virus que causa el SIDA (Síndrome de Inmunodeficiencia Adquirida).

Cualquier persona que tenga relaciones sexuales sin protección con una persona infectada puede contraer sífilis. Tener más de un compañero de relaciones sexuales aumenta el riesgo.

La transmisión
La sífilis se transmite de una persona a otra a través del contacto directo con la llesión o salpullido húmedo de la sífilis. Las bacterias se esparcen de la úlcera inicial de una persona infectada a la piel o membranas mucosas del área genital, boca, o el ano de la pareja sexual no infectada. También puede pasar a través de heridas en la piel u otras partes del cuerpo, al besar o a través del contacto manual u otro contacto personal cercano. Las mujeres embarazadas y con sífilis pueden transmitir la sífilis a sus bebés antes del parto y nacer con graves problemas físicos y mentales.

Los síntomas de la sífilis
La enfermedad puede cursar sin síntoma alguna y aun así puedes transmitirla a otros. Los síntomas tempranos son muy similares a los de muchas otras enfermedades. La sífilis tiene 4 etapas de síntomas:

Etapa Primaria. Una lesión sin dolor (llamada chancro) puede aparecer en el área por donde el germen entró inicialmente al cuerpo, generalmente en la vagina, el ano, la boca, los labios o la mano. Es firme y redonda y generalmente aparece de 9 a 90 días (el promedio es 21 días) después de la exposición. Las lesiones en la vagina pueden no notarse y desaparecer solas en 1 a 5 semanas y seguir en periodo contagiosos para otras personas.

Etapa Secundaria. Se pueden tener síntomas gripales de 3 semanas hasta 6 meses después de la infección. En este momento, también pueden aparecer uno o más salpullidos (normalmente lesiones marrones del tamaño de una moneda pequeña) en las palmas de las manos y las plantas del de los pies, el área de la ingle y por todo el cuerpo. La bacteria vive en estas lesiones. Por consiguiente, cualquier contacto físico (sexual y no sexual) con las lesiones puede transmitir la infección. También puede incluir fiebre, dolor de cabeza, de garganta, ganglios linfáticos agrandados, dolor de garganta, pérdida de pelo en diferentes áreas, dolores musculares, manchas mucosas o llagas en la boca, cansancio y protuberancias o verrugas en las áreas cálidas y húmedas del cuerpo. Los salpullidos generalmente sanan en 2 a 6 semanas y se van sin tratamiento, pero aun así se lleva el germen y se puede transmitir.

Etapa Latente. Si la sífilis no se trata, los síntomas desaparecen pero el germen sigue permaneciendo en el cuerpo. La sífilis debe tratarse antes de llegar a esta fase, porque de lo contrario se corre el riesgo contraer sífilis terciaria o final.

Etapa Terciaria. Algunas personas desarrollan sífilis terciaria o final, en la que la bacteria daña el corazón, los ojos, el cerebro, el sistema nervioso, los huesos, las articulaciones o prácticamente cualquier otra parte del cuerpo. Esta fase puede durar años o incluso décadas. La sífilis terciaria puede causar enfermedad mental, ceguera, enfermedad del corazón, parálisis, daño cerebral o muerte.

El  diagnostico
La sífilis se conoce también como “la gran imitadora” porque sus síntomas tempranos son similares a los de muchas otras enfermedades. La sífilis se diagnostica:

  • Haciendo un examen físico,
  • Un análisis de sangre y
  • Estudiando bajo el microscopio una muestra de líquido tomado de una lesión.

Existen pruebas rápidas de buena fiabilidad diagnóstica. 

Tratamiento de la sífilis
El tratamiento de elección es la penicilina, pero pueden usarse otros antibióticos para los pacientes alérgicos a la penicilina. Hay que seguir haciendo análisis de sangre al paciente por lo menos por un año después del tratamiento para asegurarse que el tratamiento está dando resultado. Se ha de tratar la sífilis en época lo más temprana posible, cuando el daño causado por la enfermedad no puede revertirse.

La sífilis aumenta las probabilidades de transmitir o contraer VIH.

Evitar contagiar
Tienes que dejar de tener relaciones sexuales de inmediato cuando sospechas tener la enfermedad y no tengas contacto sexual ni siquiera con condón, o ningún contacto directo, hasta que hayas terminado el tratamiento y te informen de que te has curado. Por supuesto si averiguas que tienes sífilis, tienes que decírselo a tu/s compañeros/as sexuales, que a su vez han de hacerse las pruebas y tratarse si fuera necesario.

Cómo evitar contraer la sífilis
Si tienes relaciones sexuales, asegúrate de usar un condón de látex (o poliuretano si eres alérgica al látex).

Usar condones cuando hay lesiones presentes no te protege de la enfermedad. El condón puede no cubrir las lesiones del cuerpo.

© copyright 2018 Clínica Guadiana. Todos los contenidos.

Diseño ©  2018 entrar.com Design & Hosting
|
|
|
|
|